Interceptadas comunicaciones de 33 universitarios del MEU y de defensores de derechos humanos, los quieren vincular al narcotrafico

A los 33 estudiantes que participan en quema de llantas y protestas, los investigan como una organización criminal y por haber detectado a dos policías que hacían inteligencia en medio de una manifestación cuyos teléfonos les fueron quitados.